Proyecto: T House.

Localización: Sutton / Quebec (Canadá).

Año: 2013

.Arquitectura: Natalie Dionne Architecte.

Equipo de diseño: Natalie Dionne y Martin Laneuville.

Colaboradores: Claude Lafrance and Marie -Andrée Larivière

Ingeniero de estructuras: Alain Mousseau (Calculatec consulting engineers Inc.).

Contratista general: Roger Éli.

Superficie: 300 m2.

Fuente: Interiores Minimalistas.

La arquitecta canadiense Natalie Dionne completó este moderno refugio en el campo,  ubicado en Sutton (Quebec). Sorprendentemente, la Casa T está inspirada en los escritos del  abogado, escritor y científico de la antigua Roma Plinio el Joven y las sensuales descripciones que hizo de dos grandes villas italianas. La casa está situada en el claro de un bosque, en lo alto de una colina que ofrece unas bellas vistas de los valles cultivados y de las lejanas montañas.

La casa la forman dos volúmenes que parecen estar suavemente depositados sobre el jardín. El primero de ellos, con una forma más o menos cúbica y dos plantas, está revestido de listones de madera dispuestos horizontalmente. El segundo volumen es un rectángulo de 24 m de largo de un único nivel forrado con paneles de cemento composite y mientras uno de sus extremos permanece apoyado sobre el suelo, el otro se ha diseñado en voladizo sobre la colina.

El núcleo central de esta composición es un espacio vacío de transición entre ambos volúmenes con vistas espectaculares a las cimas de las montañas Apalaches y al pico del monte Sutton.

Tomando como punto de referencia este bucólico paisaje, la arquitectura está definida y modulada por los escenarios naturales, la luz solar y la topografía del lugar. En planta, la casa gira en torno a tres partes bien diferenciadas dispuestas en forma de letra “T”. Una parte acomoda la sala de estar, otra acoge las habitaciones de invitados y en la tercera se ubica la cocina con el dormitorio principal en el piso superior.

El comedor, el espacio que une estas tres piezas, se encuentra en la encrucijada de los tres puntos cardinales. Al este, se abre al paisaje de las montañas y se prolonga en una tarima de madera. Hacia el sur, esta estancia se extiende a un patio de piedra donde una piscina rectilínea conduce al bosque.  Finalmente, al oeste con vistas a un jardín acuático, se ve la entrada y el verde campo con el bosque detrás de él. Desde este lado y por las tardes, el comedor se baña con los últimos rayos de sol.

Los acabados, tanto en el interior como en el exterior, se convierten en el alma de la casa. El equipamiento a medida está diseñado prestando gran atención al detalle, ya si se trata de la chimenea, las estanterías de la sala de estar, las puertas que conducen a las habitaciones de invitados, los muebles de la cocina con su elegante isla, los armarios de los baños, las persianas de madera o la cama del dormitorio principal.

El mismo cuidado se aplica a los acabados de las paredes exteriores revestidas de madera, placas de cemento, acero corten y paneles de roble blanco que penetran en el interior. Del mismo modo, la continuidad de las superficies horizontales de hormigón, piedra caliza y pizarra también ayudan a difuminar los límites entre los espacios interiores y exteriores.

La Casa T, diseñada con los mejores principios de aislamiento y estanqueidad, está certificada Novoclimat. La elección de un sistema de climatización geotérmica ha permitido reducir la dependencia de los recursos energéticos en un entorno rural. Los cerramientos se estudiaron en función del clima y de la orientación para garantizar el confort de cada espacio tanto en invierno como en verano, y las ventanas proporcionan una ventilación natural cruzada.

En el lado norte, la vivienda cuenta con pocas aberturas. Hacia el sur, el techo del espacio central se proyecta sobre el patio sólo lo suficiente para proteger el vestíbulo del sobrecalentamiento en verano mientras que deja entrar los rayos del sol en invierno. El pavimento de los suelos, en hormigón y piedra natural, conserva el frescor en verano. Además, equipado con un sistema de calefacción hidrónica ofrece confort durante las épocas de frío.

Fuente: Interiores Minimalistas.